14 Criterios para escoger un asesor de tesis

La selección de un asesor o tutor tanto de contenido como metodología para un trabajo de grado es un paso fundamental para guiar la investigación y culminarla de manera exitosa. Esta figura se convierte en un acompañante clave no solo para esclarecer el tema sino para darles respuesta a todas las dudas e inquietudes que surjan durante su desarrollo. Dada su importancia es necesario tomar en consideración algunos criterios al emprender su búsqueda.

A continuación 14 aspectos que debes tomar en cuenta cuando andes en esas diligencias.

tutor de tesis

  1. En principio debes internalizar, asimilar, deglutir bien la idea que este asesor es un co-autor, un fiel acompañante que tiene una cuota de responsabilidad en el cumplimiento de esta meta, pero que jamás es tu compañero de estudio o el segundo autor del trabajo. Él ya se graduó, tú todavía no, por lo tanto, es a ti a quien le corresponde “sufrir, investigar, llorar, correr, leer, buscar en internet y redactar”…entre otras cosas.
  2. Lo ideal para que esta dinámica sea provechosa es que tu tutor haya alcanzado uno o dos grados mayores al nivel de estudio que tú aspiras. Si optas al título de licenciado, busca un tutor con maestría o doctorado en tu área.
  3. Un buen asesor debe tener experiencia en la conducción de una investigación, así que trabaja con una persona que ya haya asesorado a otros estudiantes. Contacta a los autores y pide algunas referencias acerca de su estilo, su manera de ser, sus vivencias y los resultados obtenidos.
  4. Lee esas otras investigaciones que ya asesoró para conocer las temáticas que son de su dominio. Más aún si tiene investigaciones o artículos propios.
  5. Lo más idóneo es que el tutor que selecciones pertenezca a la universidad donde cursas estudios, porque lo más probable es que sea docente también y que conozca las particularidades para realizar investigaciones en tu universidad.
  6. Antes de decidir, concreten un encuentro sin compromisos, pregunta todas esas inquietudes que tengas sobre sus formas de asesorar, lugar de los encuentros, horarios y el pago. Esta cita es clave porque determinará si entre ustedes hay “química académica”.
  7. El día de esa cita, si ya tu tema esta escogido y claro, discútanlo, es durante esta actividad cuando intuirás si es la persona correcta o no.
  8. Ten en cuenta que muchos asesores piden un ensayo sobre el tema antes de concretar o decidir si gustan formar equipo contigo, así que prepara el tuyo para ese encuentro sin compromiso; será un elemento determinante tu buena redacción.
  9. Las asesorías vía on line son bastante fructíferas y se consideran cuando existe mucha distancia de por medio entre ambos; pregunta si este método de trabajo es factible para él.
  10. Los extremos nunca son buenos, si tu tutor es demasiado exigente o por el contrario tranquilo, créenos que no será de utilidad.
  11. En caso de ser positiva su respuesta, establezcan las vías de contacto que manejarán. Intercambien correos y números de teléfonos en la medida de lo posible.
  12. Si tu tutor de contenido, además es metodólogo considérate una persona con suerte, sí no es tu caso, debes precisar un metodólogo, para eso toma en cuenta los aspectos arriba descritos.
  13. Es importante que entre tutor y metodólogo también exista química, de lo contrario te debatirás entre dos aguas. Consulta con el tutor, qué metodólogo te recomienda o con quién generalmente trabaja él.
  14. Por último selecciona con tiempo a tu asesor, así podrás optar entre varias opciones y descartar. Sí realizas este procedimiento a última hora, corres el riesgo de quedarte con el que nadie toma.
tesis como hacer

Deja un comentario